domingo, 26 de octubre de 2008

El Papiro Virtual

Voy a robarle un post a algún Alquimista célebre para una anotación personal (siempre hablando de Escritura y Literatura, por supuesto).

Siempre me ha gustado escribir. Siempre. Fui una de esas afortunadas a las que enseñaron a leer con dos-tres años, aunque por aquel entonces (unos 28 años atrás) se desaconsejaba que los niños aprendiesen antes de los cinco años, por temor a que se desmotivasen de la lectura. En todo caso, si alguna vez tuvo una base, fui una excepción en ese aspecto. Desde que se me abrió el panorama de las letras, me aficioné a leer todo lo que caía en mis manos y, poco después, comencé yo misma a "juntar letras".

Durante muchos años escribir ha sido un "quiero y no puedo", una lucha constante entre lo que mi mente quería reflejar y lo que mi lápiz realmente ponía por escrito. Iba mejorando, eso sí, pero mucho más lentamente de lo que mi poca paciencia soportaba.

Hasta que un día, año y medio atrás, me invitaron a un Foro Literario. Cómo llegué allí es una historia un poco larga, en la que se mezclan escritores vivos y fallecidos, un bloqueo literario y un resurgir. Por eso el nick que elegí para moverme en aquel espacio fue Fénix.

El Foro se llamaba (y aún se sigue llamando) "El Papiro Virtual". Bajo la forma de concurso semanal entre los foreros, se van dejando los relatos de viernes a miércoles, se votan el jueves, y el ganador recibe el honor de poner el tema bajo el que escribirán la semana siguiente. Está albergado en Literalia, la página web de Javier Pérez, un escritor leonés que me ayudó desde el momento en que le conocí de la mejor manera posible: me dijo sin ambages cuáles eran los fallos de mis relatos, sin edulcorar su opinión.

"El Papiro Virtual" tiene otra peculiaridad: las sobremesas. En el tiempo que media entre un concurso y otro, abrimos una sobremesa donde se comentan los fallos y aciertos del resto de participantes. Una costumbre que, os lo aseguro, ayuda mucho al conocimiento propio como escritores y a pulir los errores propios de novatos.

Yo he aprendido tanto en ese espacio que puedo decir, sin exagerar, que si logro escribir algo medianamente acertado, se lo debo al Papiro Virtual. En otros foros pongo en práctica lo que aquí he trabajado. Es, en muchos sentidos, un auténtico Taller Literario Virtual.

Otro día os hablaré de otros foros en los que participo. Pero hoy quería darle protagonismo al Papiro Virtual e invitaros a que lo visitéis y participéis. Quizá sólo una semana, o dos, o un mes. El obligarse a escribir semanalmente ya es todo un ejercicio.

Seguid este enlace: http://www.literalia.es/, registraos, y pinchad en el apartado "Concurso de Relatos el Papiro Virtual". Sed muy bienvenidos, y allí os espero (recordad, alli soy Fénix).

¡Nos vemos! :)

Arte mayoritario

"Contra los que pretenden, demagógicamente, que toda gran obra de arte a la larga es mayoritaria y contra los exquisitos que pretenden lo contrario, creo que es fácil demostrar que ambas pretensiones son sofísticas:

1.- Hay literatura grande y sin embargo minoritaria: Kafka
2.- Hay literatura minoritoria y, sin embargo, mala: la mayor parte de los poemas que hoy se escriben, meros logogrifos o logomáquicos.
3.- Hay literatura grande y mayoritarira: El viejo y el mar.
4.- Hay literatura mayoritaria y mala: historietas, fotonovelas, literatura rosa, casi toda la literatura policial"

Ernesto Sábato, El escritor y sus fantasmas

viernes, 24 de octubre de 2008

Sobre mí mismo, Thomas Mann

"Un literato es, en pocas palabras, un inútil para cualquier actividad seria, un sujeto propenso al ensueño y la especulación, que no sólo no es útil, sino rebelde para con el Estado, y que ni siquiera tiene que poseer un entendimiento muy despejado, sino que puede ser tan lento y torpe como yo he sido siempre; aunque, eso sí, con alma infantil, inclinado al desorden, un cuentista sospechoso que no debería esperar de la sociedad -ni en realidad espera- más que un frío desdén. No obstante, la verdad es que la sociedad concede a esta clase de personas la posibilidad de alcanzar grandes honores y vivir espléndidamente.
>>Yo no lo critico. Al fin y al cabo, me beneficia. Sin embargo, es contrario al orden. Esto tiene que fomentar el vicio y ser un amargo trago para la virtud"
Thomas Mann, Sobre mí mismo

domingo, 19 de octubre de 2008

Las siete reglas del estilo, por Azorín

1/ Poner una cosa detrás de otra y no mirar a los lados.

2/ No entretenerse.

3/ Si un sustantivo necesita de un adjetivo, no cargarle con dos.

4/ El mayor enemigo del estilo es la lentitud.

5/ Nuestra mayor amiga es la elipsis.

6/ Dos cualidades esenciales tienen los vocablos; una de ellas es el color, el color hace referencia a su novedad o a su ranciedad, a su condición de populares o cultos, de propios e impropios, puros e impuros, castizos o extranjerados. nNda de todo esto forma el estilo, cuya esencia está en algo mucho más profundo.

7/ La otra cualidad de los vocablos es el movimiento. El estilo es el movimiento. Y el movimiento lo da la colocación de los vocablos, la construcción. El movimiento es la vida. No hay vida sin movimiento. Lo que interesa es llegar con la mayor rapidez al final. Y en esta rapidez consiste el movimiento.

Captar el interés, un rasgo clave

"Ser conciso y captar el interés del lector, requisitos de las novelas policíacas, no lo son menos de todas las formas de literatura. Nada se gana agotando al lector. Edgar Wallace es más interesante que Walter Scott, pero Edgar Wallace no es más interesante que Shakespeare. Hay un Edgar Wallace en Shakespeare." Fernando Pessoa

"Es imposible explicar cómo se escribe un buen libro, es decir, un libro que sea ameno. Pero esto es lo que hace que la profesión de escritor sea animada y apasionante: la constante posibilidad de fracasar" Patricia Highsmith

lunes, 13 de octubre de 2008

Tres frases de Flaubert

"La perfección del estilo consiste en no tenerlo. El estilo, como el agua, es mejor cuanto menos sabe"

"Lo importante del plagio, como del robo, es que vaya seguido de asesinato"

"El autor debe estar en su obra como Dios en el universo: presente en todas partes, pero en ninguna visible"